El sueño socialista y otros poemas

El sueño socialista y otros poemas

Jack London

14,00 €

IVA incluido

Disponible en 4-5 días

El sueño socialista y otros poemas

ISBN 9788498953572
Páginas 218
Año 2019
Editorial Visor
Sección Poesía

JACK LONDON (1876-1916) empieza aescribir poesía en mayo de 1897, a los veintiún años de edad. Desde entonces, el proceso lírico, mediante versos sueltos, estrofas y poemas completos, estará presente a lo largo y ancho de su carrera como novelista, ensayista y autor de relato corto. El London más ambiciosamente poético lo encontramos entre 1897 y 1899, cuando a los veintitrés años de edad, ya ha compuesto y publicado la mayoría de sus poemas. La incursión de London en la poesía no es fortuita, sino fruto de una decisión personal, como apuesta profesional, cuando, en mayo de 1897, compone el poema «Effusion», que inicia su corta aunque...

Leer más

vibrante carrera poética. En la poesía de London se advierten la diversidad y disparidad de asuntos nacidos del plano más íntimo y existencial de un joven poeta que aspira a hacer de la poesía la herramienta literaria y vocacional con la que convertirse en una figura crucial del promisorio ideal socialista de fin de siècle, puesto que London es consciente de la fuerza e influencia del socialismo como discurso social en los foros y escenarios intelectuales y artísticos de su época. Por la poesía de London transitan motivos y asuntos existenciales, pero también cotidianos, donde la religión, la sociedad, el amor y la historia responden a la actitud de un joven poeta con su cultura, en parte americana y en parte también europea, creando así un juvenil manifiesto literariocon forma de collage lírico, donde una simple anécdota es capaz de entrañar el dramatismo propio de procesos líricos mucho más maduros. En la poesía de London conviven sin fisura el pesimismo y el optimismo, la nota hilarante y el apunte trágico, el suicidio y la euforia, el sarcasmo y la alabanza, como emociones y actitudes de un sujeto lírico que sabe que la poesía, de la nada, crea su propio mundo.


Te puede interesar

Poemas de convivencia

Mary Wollstonecraft Shelley

Poesías

Catulo

Lectura del mundo

Enrique Villagrasa Gonzalez